Vende tu auto
Autoshows

BMW i Vision Circular, el auto eléctrico reciclable

La economía circular llega a BMW, que nos da un adelanto de cómo serán sus modelos en dos décadas.

BMW i Vision Circular, el auto eléctrico reciclable

Con el BMW i Vision Circular, BMW Group da un adelanto de cómo será uno de sus autos compactos en el año 2040. El modelo está 100% centrado en la sostenibilidad y el lujo, y su nombre Circulra deriva del concepto de economía circular, donde es posible reciclar y reusar los elementos.

Este vehículo de cuatro plazas destaca por el diseño, su accionamiento eléctrico y el amplio espacio interior en una longitud de unos cuatro metros. Sin embargo, sus formas son absolutamente anormales para los cánones actuales, por lo que se trata más que nada de un ejercicio de diseño.

En lo que respecta al diseño, sus creadores han reinterpretado los íconos clásicos de BMW para la parte delantera y han convertido la peculiar parrilla en forma de riñón en una superficie digital que se fusiona con los faros.

Específicamente, BMW cree que el diseño digital y la impresión 3D podría poner fin a las variaciones geométricas en las luces y los parachoques para reducir la cantidad de materiales y herramientas necesarios para construir un automóvil.

De perfil, la carrocería denota que se trata de un monovolumen con cabina hacia adelante, como se puede ver, y las proporciones son diferentes a todo lo que la marca alemana ha mostrado hasta ahora.

Por lo mismo, su mayor atractivo es que se ha diseñado siguiendo los principios de la economía circular en todos sus aspectos. Por lo mismo, simboliza el ambicioso plan de BMW Group para convertirse en uno de los fabricantes de automóviles más ecológicos del mundo.

Anteponiendo la sostenibilidad para su creación, prácticamente todos los materiales del BMW i Vision Circular son totalmente reciclables, entre ellos, la batería del sistema eléctrico.

Otro punto que llama la atención es que el BMW i Vision Circular evita el uso de pintura para el exterior, y en su lugar presenta una carrocería de aluminio secundario con un acabado en oro claro anodizado.

En el caso de los neumáticos, están fabricados con caucho natural certificado y cultivado de forma sostenible y tienen un aspecto ligeramente transparente. Para reforzar el compuesto se añaden partículas de caucho reciclado de más color, lo que crea un intrigante efecto terrazo y destaca la reutilización de materiales.

Adentro, además de los materiales reciclables, se emplean nuevas e inteligentes técnicas de unión entre los mismos que eviten el uso de pegamento para garantizar una facilidad óptima para el desmontaje y clasificación en una fase posterior.

Para minimizar la cantidad de residuos y recortes, todos los componentes y materiales se fabricarán a medida mediante procesos como la impresión 3D.

Si bien se desconoce si este concepto llegará a la producción, lo que si es un hecho es que los materiales reciclables abundarán en los futuros modelos de BMW.

Luis Hernández recomienda

Cuéntanos que opinas